En BLESA disponemos de un equipo móvil sobre oruga para tratar "insitu" los materiales que proceden de la construción y la demolición, aprovechándolos en la propia obra. De esta manera fomentamos la reducción, reutilización y reciclaje de los materiales, trabajando de una manera sostenible con el entorno.

Nuestro reto consiste en reducir y reutilizar todo lo posible antes de proceder al reciclaje de los residuos de construcción y demolición (RCD´s).